Sus resultados de búsqueda

Golden visa o cómo la inversión inmobiliaria abre las puertas de España

El visado dorado o golden visa es una manera muy inteligente de obtener un visado de residencia y trabajo en España. Aprobado por ley en 2013, esta es una fórmula de atraer inversiones de capital extranjero que ya ha sido implementada con éxito en otras naciones como EE.UU., China, Austria, Alemania, Canadá, Malta y Chipre, entre otras.
 
En España la golden visa permite obtener la residencia a cualquiera que invierta más de 500.000 euros en una propiedad. Esta inversión da en contraprestación, además del derecho -como ya dijimos- al visado de residencia y trabajo en el país y la posibilidad de viajar por Europa (90 de cada 180 días), el visado del cónyuge y los hijos menores de 18 años o mayores económicamente dependientes del inversor.
 
Otra de las ventajas que ofrece este visado dorado por inversión inmobiliaria, es que no obliga a residir necesariamente en España. Es decir, se pueden comprar una o más propiedades por una cantidad igual o superior a 500.000 euros, y solo venir a pasar vacaciones (o temporadas cortas) disfrutando del estatus de residentes legales.
 
Hasta aquí todo suena muy bien, ¿verdad? Pero como todo, este tipo de visado tiene ciertos requisitos y truquillos que os interesa tener en cuenta si vuestra intención es optar por él. A continuación, compartimos parte de nuestra experiencia como asesores inmobiliarios a este respecto.
 
Las letras pequeñas del visado dorado
 
De entrada, lo primero que debéis saber es que este es un recurso que solo beneficia a inversores no comunitarios. Algo que explican poco sobre la opción inmobiliaria del visado dorado es que la adquisición de la propiedad (o propiedades) debe estar libre de deudas. Esto quiere decir, que sobre el inmueble no debe pesar hipotecas ni otras cargas.
 
Nuestra experiencia nos dice que lo anterior suele generar ciertas dudas, por lo que aprovecharemos para aclarar varias cosas a este respecto:
 
1- Cuando se dice que el inmueble debe estar libre de hipotecas, quiere decir que el visado dorado exige que éste sea adquirido con fondos propios, sin financiación. Sin embargo, si la propiedad que os interesa cuesta 800.000 euros, tenéis que invertir los 500.000 € y podéis pedir un préstamo por la cantidad de 300.000 euros, es decir, el excedente de dicha cantidad.
 
2- Los 500.000 €  capital mínimo de la inversión. En pocas palabras este debe estar libre de impuestos como dijimos antes. Esto implica que el IVA, los impuestos de actos jurídicos documentados y el impuesto de transmisiones patrimoniales (si el inmueble a comprar fuese de segunda mano) son un extra que debe salir de vuestro bolsillo.
 
 
Otra cosa que rara vez aclaran sobre el visado dorado inmobiliario es que para hacer la solicitud debéis demostrar la compra del inmueble bajo certificación, misma que deberá ser emitida 90 días de antes del inicio del proceso. Esto qué quiere decir, seguramente os preguntareis, pues que debéis tener el Registro de la Propiedad (certificado) o las escrituras notariales y prueba de que estos han sido presentados en el Registro de la Propiedad con la antelación antes indicada.
 
Aunque es un visado rápido de obtener, también es el único en el que existe el silencio positivo (es decir, si en esos 20 días no os han respondido, podéis estar tranquilos, porque no os la denegarán), para que esto sea así, debéis tener todos los requisitos en regla y sobre todo -esto es de suma importancia- poder demostrar que tenéis recursos suficientes tanto para vosotros (2.130 € mensuales) como para los miembros de vuestra familia (532 € por cada uno) durante el periodo de residencia en España. Además, también tenéis que contar con un seguro público o privado de salud concertado con una entidad aseguradora autorizada para operar en el país.
 
Con todo esto claro, bastaría con que se tuviera el listado completo de los requisitos que vais a necesitar. Serían los siguientes:
 
1. Estar de manera legal en territorio español.
 
2. Ser mayor de 18 años.
 
3. Certificado de antecedentes penales con mínimo 3 meses de validez. No deberéis tener antecedentes ni en España, ni en los países donde hayáis vivido, ni en los espacios territoriales con los que España tenga convenio.
 
4. Seguro público o privado de salud expedido por una aseguradora que opere en España.
 
5. Contar con recursos económicos suficientes para vuestro periodo de residencia en España.
 
6. Abonar la tasa por tramitación de la autorización o visado.
 
7. Deberéis demostrar que sois propietarios de uno o varios inmuebles en territorio español cuyo coste de inversión total sea igual o superior a 500.000 euros. Para ello necesitaréis el certificado o certificados de dominio del Registro de la Propiedad de los inmuebles, que como ya dijimos antes deberá estar fechado dentro de los 90 días anteriores a la presentación de la solicitud.
 
8. Documentos que certifiquen el haber cancelado los impuestos del inmueble.
 
También deberéis tener los siguientes documentos para vuestros familiares directos si queréis que ellos sean beneficiarios de esta visa:
 
1. Certificado de parentesco traducidos, notariados y legalizados (apostillados). Es decir, acta de matrimonio (cónyuge) y certificados de nacimiento (hijos).
 
2. Documentación que pruebe que éstos están a vuestro cargo (manutención) y seguros de enfermedad para cada uno.
 
Para la solicitud del visado dorado debéis llenar y presentar impreso el formulario de visado nacional (ver formulario) junto con toda la documentación antes descrita en el consulado general de España en vuestro país de procedencia. Este visado tiene un coste de tramitación de 149$ (67 visado + 82 tasa), el cual debe ser pagado en el consulado. Siempre recomendamos no solicitar la cita sin tener toda la documentación lista.
 
 
Duración del visado dorado y pasos siguientes
 
Una vez conseguida la golden visa, vais a disponer de 2 años (vuestros familiares también) para residir de forma legal en el territorio español. Después de haber recibido el aviso de que os han otorgado la visa, teneis un plazo de 1 mes para solicitar el visado ante el consulado español situado en vuestro país de origen. Este será el momento para viajar a España, pues deberéis presentar la solicitud de la golden visa con la aprobación.
 
Después deberéis conseguir el TIE (Tarjeta de Identidad del Extranjero), y asistir a la toma de huellas en cualquier comisaría de policía.
 
Al finalizar este plazo del visado podéis pedir una renovación que os permitirá ser residente legal por 5 años más. Evidentemente, para ello deberéis demostrar que seguís teniendo la propiedad que fue objeto de la inversión y haber visitado España al menos una vez durante el año. Es importante que recordéis que el visado dorado es una de las muchas vías para conseguir la nacionalidad española, razón por la cual, después de 10 años residiendo de forma legal en España (para esto sí se debe estar haciendo vida en el país y no solo visitarlo), muchos inversores optan por realizar este trámite.
 
¿Por qué invertir en España es la mejor opción de la UE?
 
Más allá del visado dorado y sus beneficios para quien lo adquiera, está el tema de que las propiedades inmobiliarias en España son realmente una excelente inversión. A continuación, os damos un listado de las razones:
 
• España tiene una ubicación privilegiada dentro del continente europeo, la que la convierte en una nación con climas envidiables durante la mayor parte del año.
 
• Es el país de la UE con mejor relación calidad/coste de vida.
 
• Es el país de la UE con los inmuebles a mejor precio.
 
• Es un país pujante, de gran atractivo turístico y excelente infraestructura.
 
Adicional a todo lo anterior están las estimaciones de un posible incremento de la oferta en el mercado inmobiliario a consecuencia de la reciente crisis sanitaria. Así que, si la golden visa por inversión inmobiliaria os interesa, contáctanos para apoyaros en la búsqueda de la propiedad que más os beneficiará en este proceso.
Comparte esta entrada:

Dejar respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Comparar listados

Abrir chat
Hola, como te llamas?

relta